Politicas

 
POLÍTICA DE CUIDADO Y PROTECCIÓN INFANTIL
 
 
 
 
 
SEMBRANDO EDUCACIÓN PARA COSECHAR PROGRESO
 
 
 
 
 
 
 
 
1. OBJETIVO.
Establecer las directrices para el cumplimiento del marco legal, en los ámbitos nacional e internacional, relativo a la eliminación del trabajo infantil y de buenas prácticas para la mejora en la calidad de vida de las familias jornaleras.
 
2. ALCANCE.
La presente Política es aplicable a todo el personal, administrativo y de campo, de Hortícola del Desierto, S.C. de R.L. de C.V. y su filial de prestación de servicios Integradora Agrícola Desierto Dorado.
 
3. RESPONSABLE.
La implementación y supervisión de la presente Política estará a cargo de la Gerencia de Capital Humano, con el auxilio de las áreas de Recursos Humanos, Trabajo Social, Transportes, Contratación, Seguridad y Producción (o cualquiera sea el caso).
 
4. DEFINICIONES.
La Organización Internacional del Trabajo define al trabajo infantil como “Conjunto de actividades que implican la participación de los niños en la producción y la comercialización familiar de bienes no destinados al autoconsumo y la prestación de servicios a personas naturales o jurídicas”. 
 
La propia OIT señala que el trabajo infantil perpetúa el círculo vicioso de la pobreza e impide que los niños adquieran las calificaciones y la educación necesarias para asegurarse un futuro mejor.
 
Por su parte, El Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC) enuncia que se denomina trabajo infantil al “Trabajo inaceptable porque los niños involucrados son demasiado pequeños y deberían asistir a la escuela, o porque si bien pueden haber alcanzado la edad mínima de admisión al empleo, el trabajo que realizan no es adaptado para una persona menor de 18 años de edad”.
 
Finalmente, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), por sus siglas en inglés, lo define como: “Cualquier trabajo que supere una cantidad mínima de horas, dependiendo de la edad del niño o niña y de la naturaleza del trabajo. Este tipo de trabajo se considera perjudicial para la infancia y por lo tanto debería eliminarse”. 
 
En nuestro país, de acuerdo con el artículo 5° de la “Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes”, son niñas y niños los menores de doce años, y adolescentes las personas de entre doce años cumplidos y menos de dieciocho años de edad.
 
4.1 Consecuencias del trabajo infantil .
  Derechos fundamentales. La violación a los derechos fundamentales de las personas menores de edad.
  Desarrollo integral. La limitación en el desarrollo físico, psicológico, mental y social de niñas, niños y adolescentes, porque están sujetos a condiciones de esfuerzo, tensión y responsabilidad inadecuados para su edad.
  Riesgos y peligros. Deficiencias en materia de salud y nutrición; algunos mueren debido a las condiciones de riesgo y peligro laboral en que estuvieron insertos.
  Educación básica. La limitación o el impedimento para estudiar o para terminar la educación básica, puesto que sus actividades laborales imposibilitan su asistencia escolar, u obstaculizan su rendimiento académico, lo que los va llevando al abandono escolar.
  Autoestima. Baja autoestima y alteración de su comportamiento social, como resultado de los atropellos, maltratos, vejaciones e incluso del abuso o la explotación sexual a que fueron sometidos.
  Inversión escolar. Disminución de su interés en el estudio, porque reciben ya un ingreso y no ven el beneficio a largo plazo por la educación escolar. 
  Productividad laboral. Menor productividad al llegar a la etapa adulta, en virtud de que su fuerza de trabajo se desgasta.
  Calidad de vida y mano de obra calificada. Menores oportunidades en el futuro para una calidad de vida acorde con su dignidad, debido al abandono escolar y los 
  problemas de salud que pueden traducirse en baja calificación para el trabajo y empleos poco remunerados.
 
Lo anterior, genera círculos de pobreza y afecta también el desarrollo económico y social del país.
 
4.2 El trabajo infantil en México .
En México, de acuerdo con los resultados del levantamiento del Módulo de Trabajo Infantil (MTI) 2013 Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), son 2 millones 536 mil niñas, niños y adolescentes de entre 5 y 17 años de edad los que se encuentran en situación de trabajo infantil (67% hombres y 33% mujeres), cifra equivalente al 8.64% de la población que se encuentra en ese grupo de edad. De éstas/os, 773 mil 300 desarrollan actividades laborales en el sector agropecuario y 913 mil 798, no asiste a la escuela. Además, 742 mil 379, trabajan 35 horas o más a la semana.
 
4.3 El trabajo infantil en Sonora .
 
Con información del propio MTI, en el estado de Sonora existían 712 mil 673 personas entre los 5 y los 17 años de edad. De éstas, 54 mil 894 se encontraban trabajando, mientras que 7 mil 941 (14.46%) desarrollaban alguna actividad en el sector primario de la economía.
 
 
 
 
 
 
 
Población ocupada de 5 a 17 años por sector de actividad
   
FUENTE: INEGI. Módulo de Trabajo Infantil 2013. Indicadores Básicos y tabulados. Consultar
 
 
Motivos por los que trabajan
 
   
FUENTE: INEGI. Módulo de Trabajo Infantil 2013. Indicadores Básicos y tabulados. Consultar
 
 
 
Respecto de la jornada laboral de las niñas y niños ocupados, el 23.85% no tenía un horario regular de trabajo; el 49.38% laboraba menos de 35 horas y; un 26.55% 35 y más horas. De éstas/os el 26.41% no percibía ningún ingreso y el 41.93% hasta un salario mínimo.
 
 
 
Población ocupada de 5 a 17 años según nivel de ingresos, 2013 
   
FUENTE: INEGI. Módulo de Trabajo Infantil 2013. Indicadores Básicos y tabulados. Consultar
 
 
Es de destacar que durante el periodo 2011-2013, el número de niñas, niños y adolescentes trabajadores se incrementó un 7.7%, convirtiendo a Sonora en el único estado con aumento en la tasa de ocupación infantil.
 
5. CONTENIDO
 
5.1 Evolución Empresarial 
 
Hortícola del desierto, cuenta con una trayectoria de más de 25 años en el sector productivo; en su evolución ha ido incorporando los conceptos de sustentabilidad social, cultural y ambiental, hoy por hoy, no sólo es una fuente generadora de empleos importante en la región, sino que ha generado un trabajo en equipo entre sus colaboradores y su entorno,  que va gestando la  reconstrucción del modelo empresarial agrícola hacia una empresa verde.
 
Temas como la explotación de la tierra, la mano de obra agrícola, y un concepto de deterioro ambiental, son puntos de referencia del proceso evolutivo de la empresa.
 
Con la firme convicción de empleos dignos a los padres de familia, formándolos no sólo en habilidades laborales, sino brindando un mejoramiento de su calidad de vida a través de espacios de educación en salud, cultura, desarrollo social, y bienestar familiar, Hortícola del Desierto crea alianzas con diferentes entes o dependencias de orden público y privado especializadas en brindar esta orientación con la finalidad de que sus integrantes traduzcan este conocimiento adquirido en oportunidades de crecimiento de sus hijos.
 
Una labor con la sociedad, un valor agregado a nuestro producto, una mejor calidad de vida de los colaboradores, fomento a la educación en el país, salvaguarda del equilibrio ambiental y un enriquecimiento multicultural son objetivos de lo que, en sumo, Hortícola precisa para que se garantice un ambiente digno de trabajo con las condiciones óptimas para su desarrollo.
 
En la actualidad Hortícola cuenta con certificaciones que tienen su origen en el cumplimiento estratégico en diferentes sectores como los de: seguridad, comercio exterior, sustentabilidad social, inocuidad alimentaria. La evolución y la tendencia es que toda certificación que se adhieran a la empresa cuente con parámetros para calificar nuestra responsabilidad social y ambiental, por lo que suman esfuerzos en un cabal cumplimiento de las políticas internas, en acato a las normas, reglamentos, leyes,  de nuestro país, y  tratados internacionales.
 
La presente política tiene sus bases de presentación, métodos, ejecución y verificación en las directrices que se detallan a continuación: 
 
5.2 Política Interna y de Traslado 
 
Estas se derivan de las normas mexicanas y delimitan condiciones de trabajo en base a criterios Dealti; distintivo que orgullosamente forma parte del crecimiento de Hortícola, signo de nuestra educación empresarial para el mejoramiento continuo de nuestro servicio de sus  colaboradores y su ambiente laboral y entorno.